Inktober Literario 2019

Adoradores de Ken Follet, seguidores del Marca, Gafa-Pastas afiliados al Kafka, histéricos del Harry Potter...
Avatar de Usuario
Ruttiger
Ulema
Mensajes: 2519
Registrado: 11 Oct 2017 08:57

Inktober Literario 2019

Mensaje por Ruttiger »

Para los que no sabemos dibujar, porque la tinta sirve también para otras cosas, voy a intentar escribir un relato breve (presumiblemente de mierda) cada día, a ver si le saco las telarañas al teclado. Ojalá os apuntéis alguno más y disimuléis entre todos mi mediocridad.

Por si alguien no sabe de qué va este rollo, el Inktober es un reto del internec que consiste en hacer un dibujico al día durante el mes de octubre sobre un tema previamente propuesto. Mi iniciativa es hacer lo mismo pero con un relato.

Recuerdo los temas de este año:

Imagen

Ahí vamos. A ver cuánto tardo en cansarme.
¿Quien es este tipo? escribió: 14 Nov 2019 17:39 Madre mía.

Avatar de Usuario
Ruttiger
Ulema
Mensajes: 2519
Registrado: 11 Oct 2017 08:57

Re: Inktober Literario 2019

Mensaje por Ruttiger »

Inktober. Dia 1. RING
Spoiler: mostrar
- ¿Bilbo Baggins juega a las adivinanzas, con Smeagol? ¿Qué tenemos en nuestro bolsillo, tesssssoro?
- Sí, quiero, Gollum, sí quiero.
¿Quien es este tipo? escribió: 14 Nov 2019 17:39 Madre mía.

Avatar de Usuario
Dolordebarriga
Companys con diarrea
Mensajes: 13207
Registrado: 06 Nov 2002 20:38
Ubicación: Ambigua

Re: Inktober Literario 2019

Mensaje por Dolordebarriga »

Es mucho más barato y conlleva muchos menos riesgos en cuanto a posibles responsabilidades civiles mantener a una tripulación despierta y activa que optar por la criogenizacion. Siendo una tecnología no madura todavía una de cada cien personas se "despertaba" de un proceso de criogénesis con algún efecto secundario. Así que Pick&Shovel Corp., para ahorrarse el dinero en posibles indemnizaciones a los familiares de los que despertaran tarados, optava por mantenernos despiertos en aquellos viajes inferiores en tiempo a los trescientos días terrestres.

Tras ciento ochenta días de recolectar oro y litio en el asteroide donde nuestra compañía había logrado la concesión regresábamos con la nave completamente cargada hasta el almacen de procesamiento de Pick&Shovel Corp. Ochenta mineros metidos ciento veinte días en una nave con espacios comunes reducidos estaba resultando demasiado complicado. Dos heridos graves, cinco leves, tres arrestados y cinco confinados en sus cubículos de pernoctación. Faltaba la mitad del viaje y aquello era ya un polvorín. Así que cuando el capitán de la "Riotinto", tras explicar la situación, solicitó a los directivos de la Pick&Shovel Corp permiso para desviarse hasta el Anillo de Cramos, a dos días de distancia, para una parada técnica, los capitostes no sólo aceptaron, además abrieron una cuenta a nombre de cada minero en el Anillo y la cargaron con novecientos cincuenta créditos para gastar allí. Al anunciarsepor el capitán que todos los no arrestados dispondrían de una pasta para gastar en putas, alcohol y casinos durante la siguiente semana en el Anillo de Cramos la nave se convirtió en una balsa de aceite; los mineros se cedían el turno para entrar al cagadero, pedían el pan con un por favor y se daban las gracias los unos a los otros continuamente por cualquier cosa. Pick&Shovel Corp. no iba a arriesgar unos beneficios del 300%, si tenían que regalar una semana de fiesta a sus mineros lo hacían con una sonrisa.

Quienes iban a sufrir eran los encargados de seguridad del Anillo, setenta y pico mineros con los bolsillos y la bolsa seminal llena seguro que iban a poner a prueba el aguante de toda esa estación espacial completamente dedicada al juego y al placer.
YO ESTOY INDIGNADO

Avatar de Usuario
M. Corleone
Ulema
Mensajes: 10733
Registrado: 07 Nov 2017 07:43

Re: Inktober Literario 2019

Mensaje por M. Corleone »

Día 1: Ring

Siempre que agarro las cuerdas del cuadrilátero lo hago siendo consciente de que uno de los dos puede morir. Este deporte no es un baile de salón, por mucho protector bucal que muerdas y por más vaselina que te untes en las cejas. Un buen golpe al cerebro, y este baila entre líquidos prehistóricos. Y el hígado sangra, te digan lo que te digan los médicos de la federación. Ya digo, la muerte siempre está ahí, viendo el combate en primera fila. Yo no me la imagino como un esqueleto con una guadaña y capucha, eso es cosa de los tebeos. Yo la veo como un promotor gordo y sudoroso, con un diente de oro, y un traje que hace tiempo estuvo limpio y planchado. Humedad y ruido.
Pero no quiero desviarme: lo que digo es que siempre lo supe. Siempre. Uno de los dos podía morir. Todas y cada una de las veces. Pero nunca pensé, desde que me convertí en su entrenador, que el que iba a morir iba a ser mi hijo. A ver ahora cómo se lo digo a su madre.
CacaDeLuxe escribió: 19 Feb 2020 19:17hazte asi en la cara

Avatar de Usuario
Ruttiger
Ulema
Mensajes: 2519
Registrado: 11 Oct 2017 08:57

Re: Inktober Literario 2019

Mensaje por Ruttiger »

Dia 2. Mindless

Contábamos las victorias en agujeros de la sonrisa convencidos de que aquellos dientes volverían a crecer algún día.
Las balas rebotando contra nuestros chalecos parecían pedazos de papel húmedo lanzado desde un boli bic a modo de cerbatanas. Y en nuestros bolsillos guardábamos recuerdos de los compañeros que no hacía mucho se habían separado de nosotros para reencontrarse con sus abuelitas.

Disfrutábamos del sufrimiento ajeno tanto como anhelábamos venganza ante el propio. La vida se había devaluado tanto que nuestros lacrimales hacía semanas que se habían drenado para siempre. El enemigo lo era desde hacía tanto que éramos incapaces de recordar los motivos; la guerra ya no era un medio sino el fin. No teníamos claro que hubiese realmente un alto mando dirigiendo nuestras misiones pero estábamos convencidos de que si existiera, tampoco tendría muy claro a dónde nos conducía todo esto.

Parapetados tras un montículo Jake tartamudeaba entre mocos un chiste sucio e infantil. Los proyectiles enemigos se precipitaban a nuestro alrededor salpicándonos la cara y los ojos con olas de arena sucia. Jake y yo reíamos el chiste. Nos convencíamos de que aquella batalla sería la definitiva. Pero siempre era la definitiva y las lineas enemigas no habían avanzado ni retrocedido un centímetro desde mucho antes que pudiéramos recordar. El sueño de la victoria era tan tentador como difuso, nadie sabía exactamente qué ganaríamos cuando ganásemos, pero cualquier alternativa nos hubiera parecido intolerable.

En mis manos, mi bayoneta era una rama retorcida que temblaba bajo la fuerza de mis manos en tensión. Con un solo gesto me sequé el sudor de la frente, tragué saliva y, con una clarividencia improbable, visualicé el objetivo tras el montículo. Nítido y certero. Sin necesidad de comunicarnos Jake comprendió conmigo que la hora de atacar había llegado. De un tirón arrancó la piña reseca de su cinturón y la lanzó sobre nuestras cabezas con una parábola perfecta. El momento era aquel y el plan estaba claro. Contar hasta diez, escuchar la explosión y correr hacia el humo disparando a todo lo disparable.

Uno. Dos. Tres.
En seguida mamá me llamará para ir a cenar y el juego habrá acabado.
Cuatro. Cinco.
Agujeros en los dientes, cerbatanas boli bic, piñas en el cinturón y bayonetas de madera. Venga, hombre, ya he leído este relato antes. Es evidente que no somos más que niños jugando en un parque infantil.
Seis. Siete. Ocho.
Sigo esperando la voz de mamá llamándome a cenar. Mamá. ¿Mamá?
Nueve.
¡¡MAMÁ!! ¡¡Por dios, llámame a cenar!!
Diez.
Trozos de Jake me salpican en la cara.
¿Quien es este tipo? escribió: 14 Nov 2019 17:39 Madre mía.

Avatar de Usuario
M. Corleone
Ulema
Mensajes: 10733
Registrado: 07 Nov 2017 07:43

Re: Inktober Literario 2019

Mensaje por M. Corleone »

Ruttiger escribió: 02 Oct 2019 09:33 Contar hasta diez, escuchar la explosión y correr hacia el humo disparando a todo lo disparable.

Uno. Dos. Tres.
En seguida mamá me llamará para ir a cenar y el juego habrá acabado.
Cuatro. Cinco.
Agujeros en los dientes, cerbatanas boli bic, piñas en el cinturón y bayonetas de madera. Venga, hombre, ya he leído este relato antes. Es evidente que no somos más que niños jugando en un parque infantil.
Seis. Siete. Ocho.
Sigo esperando la voz de mamá llamándome a cenar. Mamá. ¿Mamá?
Nueve.
¡¡MAMÁ!! ¡¡Por dios, llámame a cenar!!
Diez.
Trozos de Jake me salpican en la cara.
Este final me ha tenido sin respirar.
CacaDeLuxe escribió: 19 Feb 2020 19:17hazte asi en la cara

Avatar de Usuario
Dolordebarriga
Companys con diarrea
Mensajes: 13207
Registrado: 06 Nov 2002 20:38
Ubicación: Ambigua

Re: Inktober Literario 2019

Mensaje por Dolordebarriga »

Por todo el sistema solar y por supuesto también en el interior de la "Riotinto" una de las expresiones de moda y que más fuerza había cogido en los últimos años era, y cito textualmente, "Tienes menos cerebro que un científico". La expresión, que en principio pudiera parecer una contradicción, tenía un origen y, por tanto, una razón de ser. Hacía unos diez años, en un asteroide laboratorio perteneciente a la potente corporación farmaceut´´ica "Ramma", se celebró a lo grande el haber obtenido una importante subvención por parte de la Unión Planetaria que aseguraría el laboratorio y los sueldos de todos los científicos que allí trabajaban durante, al menos, veinte años más. Parece ser que se animarón demasiado y en un momento determinado uno de ellos decidió probar con otro el prototipo de succionador de biomasa en el que estaban trabajando. Entre las risas de los cuatro o cinco que estaban en esa sala, uno de ellos trasnmitiendo en directo para sus redes sociales, uno de los cientificos introdujo en la fosa nasal del otro el succionador y le dio al encendido sin percatarse, parece ser, que el aparatejo estaba a su máxima potencia. Así que, en vez de limpiarle la nariz de mocos y restos polvos blancos literalmente y en un segundo le succionó el cerebro. En las imágenes se puede ver como el cuerpo del desafortunado echa a correr hacia adelante, se choca contra unas estanterías y cae al suelo donde se convulsiona violentamente durante casi un interminable minuto. Lo que nadie sabía es que el científico que dio origen a esa célebre expresión, bueno en realidad era un doctorando que trabajaba como becario, era el hijo menor del capitán de la "Riotinto". Así que, cada vez que nuestro capitán escuchaba la fatídica frase un rictus de dolor ensombrecía su rostro.
YO ESTOY INDIGNADO

Avatar de Usuario
M. Corleone
Ulema
Mensajes: 10733
Registrado: 07 Nov 2017 07:43

Re: Inktober Literario 2019

Mensaje por M. Corleone »

Dolordebarriga escribió: 02 Oct 2019 18:47 Por todo el sistema solar y por supuesto también en el interior de la "Riotinto" una de las expresiones de moda y que más fuerza había cogido en los últimos años era, y cito textualmente, "Tienes menos cerebro que un científico". La expresión, que en principio pudiera parecer una contradicción, tenía un origen y, por tanto, una razón de ser. Hacía unos diez años, en un asteroide laboratorio perteneciente a la potente corporación farmaceut´´ica "Ramma", se celebró a lo grande el haber obtenido una importante subvención por parte de la Unión Planetaria que aseguraría el laboratorio y los sueldos de todos los científicos que allí trabajaban durante, al menos, veinte años más. Parece ser que se animarón demasiado y en un momento determinado uno de ellos decidió probar con otro el prototipo de succionador de biomasa en el que estaban trabajando. Entre las risas de los cuatro o cinco que estaban en esa sala, uno de ellos trasnmitiendo en directo para sus redes sociales, uno de los cientificos introdujo en la fosa nasal del otro el succionador y le dio al encendido sin percatarse, parece ser, que el aparatejo estaba a su máxima potencia. Así que, en vez de limpiarle la nariz de mocos y restos polvos blancos literalmente y en un segundo le succionó el cerebro. En las imágenes se puede ver como el cuerpo del desafortunado echa a correr hacia adelante, se choca contra unas estanterías y cae al suelo donde se convulsiona violentamente durante casi un interminable minuto. Lo que nadie sabía es que el científico que dio origen a esa célebre expresión, bueno en realidad era un doctorando que trabajaba como becario, era el hijo menor del capitán de la "Riotinto". Así que, cada vez que nuestro capitán escuchaba la fatídica frase un rictus de dolor ensombrecía su rostro.
Oh, como mola, continuidad, ¡es una serie!
CacaDeLuxe escribió: 19 Feb 2020 19:17hazte asi en la cara

Avatar de Usuario
Perro De Lobo
Ente de HAMOR
Mensajes: 5166
Registrado: 02 Ago 2003 16:00
Ubicación: 40 24 59.878, -3 42 13.557
Contactar:

Re: Inktober Literario 2019

Mensaje por Perro De Lobo »

Me tenéis los tres con el culo apretao.

JRANDES
He sido asaltado fieramente por la concupiscencia carnal

Avatar de Usuario
M. Corleone
Ulema
Mensajes: 10733
Registrado: 07 Nov 2017 07:43

Re: Inktober Literario 2019

Mensaje por M. Corleone »

Voy con un día de retraso, pero voy a intentar ponerme al día.

Día 2 – Mindless

Se sentó frente al paciente, y juntó sus manos velludas pero aristocráticas, alianza dorada, manicura perfecta, entrelazando los dedos. Su mandíbula cuadrada y sus sienes plateadas eran la personificación del sabio patricio romano. La bata blanca, inmaculada, con su apellido bordado en letras azules en una caligrafía clásica y redondeada. El título universitario, enmarcado elegantemente, con la firma del rey, ocupaba un lugar destacado en la estancia, que olía a madera buena. El doctor remataba su atuendo con un reloj que –saltaba a la vista- costaba más que el producto interior bruto de varios países africanos juntos.
El médico carraspeó, y miró al paciente con sus penetrantes ojos azules.
-A ver cómo le digo esto… -murmuró entre dientes.
El paciente se inclinó sobre la mesa, para oír mejor lo que el prestigioso profesional iba a decir a continuación, por lo que se sobresaltó cuando la voz sonó atronadora:
-No tiene usted cerebro.
-¿Cómo? ¿Cómo dice?
-Que no tiene usted cerebro. El escáner no deja lugar a dudas. No tiene cerebro.
-No lo entiendo… - el sudor comenzaba a aparecer en la frente del paciente.
-Pues bien sencillo, querido amigo. Permítame que le llame amigo, pues ya son muchos años los que llevo tratándole. En resumen: su cráneo está vacío. Nada de nada. Va-cí-o, o hueco, si lo prefiere usted. Puedo seguir con los sinónimos, pero el hecho es que no tiene usted nada ahí arriba.
-¡Eso es imposible, doctor! No me tome usted el pelo, no estoy para bromas, ya sabe que tengo fuertes dolores de cabeza, y…
El doctor le interrumpió con un gesto de sus manos acompañado de un despreciativo movimiento de cabeza y un bufido que era la esencia misma del hastío vital.
-No me interrumpa. No tiene cerebro, y punto.
-Y entonces, ¿cómo es que estoy vivo? ¿Cómo es que respiro y hablo, y veo? ¿Eh? ¿Eh, qué me dice usted a eso?
-Pues el sistema nervioso central, claro, para la respiración y la vista, no vaya de listillo. ¿Ha estudiado usted medicina, acaso? Lo del habla ya es más raro, no le voy a decir que no, pero en fin, no descarto que se trate del sistema para simpático que ha tomado el control de ciertos mecanismos de comunicación. O que haya un cerebro minúsculo que guíe algunas funciones básicas desde algún lugar alternativo a su cráneo…
-¿Un lugar alternativo? ¿Pero qué pesadilla es esta? ¿A qué se refiere?
-Al bazo, claro está. Podría ser que tuviera un cerebro de pequeñas dimensiones junto al bazo.
-Pero… ¿hay antecedentes médicos de algo semejante?-la voz del paciente se quebraba, a medio camino entre el llanto y un ronco gemido animal.
-Ni uno solo. De hecho, yo diría que es un milagro que esté usted vivo- el doctor se levantó y animó mediante gestos al paciente a hacer lo mismo- En cualquier caso, tendremos que hacer más pruebas, escáneres del abdomen, electromiogramas anales y tal vez uno TAC estroboscópico ultravioleta, pero no se preocupe, que daremos con el origen de esos molestos dolores de cabeza – mientras decía esto, con su mano en la espalda del paciente, lo fue conduciendo hacia la puerta de la consulta.
-Pero, doctor… - ya derrotado, el paciente no podía ni articular palabra y abandonaba la consulta cabizbajo, a medio camino entre el shock y la resignación.
-Nada, nada, coja cita en el mostrador para las próximas pruebas y estese tranquilo –el doctor ya cerraba la puerta, cuando de repente pareció recordar algo y asomó la cabeza para añadir algo- ¡Y recuerde, vea el lado positivo, ya no es necesario que use casco cuando vaya en moto!
Ya en el interior de la consulta, el médico miró a la enfermera que entraba con una sonrisa, y quitándose la bata le dijo:
-He podido decir lo de “electromiograma anal”, pero creía que con lo del “TAC estroboscópico ultravioleta” no iba a poder aguantar la risa, joder.
-Hay que ver lo que son capaces de tragarse estos imbéciles hipocondriacos, es usted la monda, doctor. Una apuesta es una apuesta: aquí tiene sus cincuenta euros.
-Que pase el siguiente, Marisa.
CacaDeLuxe escribió: 19 Feb 2020 19:17hazte asi en la cara

Responder